DRENAJE LINFÁTICO




El drenaje linfático manual es una técnica de maniobras manuales suaves y rítmicas que, a través de las manos del terapeuta, permite restablecer el equilibrio del agua en el cuerpo, devolver a la circulación el líquido y las proteínas retenidas en los tejidos, y disminuir el edema que sucede después de un traumatismo o alrededor de una herida.
El drenaje linfático actúa sobre el sistema linfático, cuya función principal es la defensa del organismo.
El sistema linfático filtra la linfa y destruye o inactiva los agentes patógenos, este sistema produce linfocitos y globulinas que contienen anticuerpos, que son parte esencial del sistema inmunológico.
Nos aporta los siguientes efectos sobre el organismo:
Neurovegetativo, produce a nivel del sistema nervioso un efecto sedante y relajante.
Muscular, ejerce una acción reguladora del tono muscular.
Inmunológico, potencia el sistema inmunológico.
Drenante, ayuda al organismo a eliminar líquidos y otras sustancias sobrantes.